El abogado de la ex presidenta le propuso a la legisladora permitir que se realicen los procedimientos en sus domicilios y su despacho pedidos por el juez Bonadio, a quien tildó de "empleado de Macri".

Gregorio Dalbón

, abogado de

Cristina Fernández de Kirchner

, señaló que le propuso a la ex presidenta que permita que sus propiedades sean allanadas sin esperar el consentimiento del Senado.

"Le planteé no esperar el permiso de un Senado, que ella colabore con la Justicia porque en definitiva no hay absolutamente nada que esconder", manifestó Dalbón.

El abogado realizó estas declaraciones a un día de que la Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado se reúna para evaluar la autorización para allanar los domicilios y el despacho de la senadora nacional.

"No dependamos de (el senador Miguel Angel) Pichetto para que hagan un allanamiento, no hay nada que esconder", agregó Dalbón en diálogo con FM La Patriada.

"Que vengan sin cámaras, sin celulares, porque un allanamiento no tiene que ser con ribetes cinematográficos y tampoco con humillaciones", aclaró el letrado.

Dalbón contó que ya le comunicó la idea a la ex mandataria y que "ella va a decidir los tiempos y el momento".

"Bonadio es empleado de Macri"

Sobre el juez federal

Claudio Bonadio

, Dalbón aseguró que "no hay forma de no pedir" su desafuero porque llegó "de forma ilegal a una causa de esta naturaleza" y remarcó: "Todo se instruyó con un juez que no es natural y con un fiscal que aprovechó los tiempos".

"Esta semana se planteará un apartamiento o recusación. Tal vez esperemos un poco, hay estrategias que tienen que ver con cuestiones judiciales. Vamos a dejar hacer todo lo que se les ocurra para después recusar", indicó el abogado de Cristina.

"Bonadio es un empleado de Mauricio Macri que tiene una obsesión con Cristina que no puedo entender. No entiendo por qué tanta saña cuando la podía haber tenido antes de que ella jurara como senadora", cerró.

Compartir